Cómo dejar de usar gotas nasales

La adicción a un aerosol nasal es probablemente más común de lo que muchas personas piensan. Cuando estás resfriado o con gripe o los senos paranasales te están molestando, no hay nada como el alivio que nos proporcionan las gotas nasales, para despejar los senos congestionados.

Cómo dejar de usar gotas nasales

Pero si no tienes cuidado, puedes convertirte en adicto a la pulverización con mucha facilidad. Cuando esto sucede, tus fosas nasales se hinchan y las notarás aún más taponadas, lo que naturalmente provocará que cojas el atomizador de nuevo para tu próxima dosis.

Tiras nasales

La mejor cura para detener la adicción al aerosol nasal es respirar bien. Puedes utilizar tiras que se colocan en la parte inferior de la nariz (similar a lo que llevan algunos jugadores de fútbol) y que te ayudan a abrir los conductos nasales desde el exterior. Esta solución es perfecta para las personas que quieren dejar de usar las gotas nasales.

Cuando tienes un resfriado o la gripe, las tiras nasales te ayudarán a obtener un alivio de la congestión nasal rápido y eficaz. Éstas abren los pasajes nasales suavemente para dejar a tu nariz más espacio para respirar de forma natural.

Estas tiras normalmente se utilizan más por la noche y también pueden ayudar a reducir notablemente los ronquidos. Hay diferentes tipos de tiras y otros productos disponibles para este propósito. Incluso hay tiras mentoladas para ayudar a aquellos que luchan contra las alergias.

Aerosol nasal de solución salina

El uso de un aerosol de solución salina para la nariz es otra gran opción cuando estás tratando de liberarte del hábito de las gotas nasales. Están disponibles como spray o como gotas y es lo suficientemente suave para poder usarlo tantas veces como sea necesario. Los aerosoles salinos son no medicinales, por lo que no debes preocuparte por crearte una nueva adicción.

La primera vez que utilizas este tipo de gotas o pulverizadores nasales, puede ser necesario pulverizar un par de veces más de lo habitual y luego esperar a que haga efecto, no es tan fuerte como lo que estamos acostumbrados y los efectos no van a durar tanto rato como esperamos, pero funciona. Hay varias marcas que hacen este tipo de aerosoles.

Si comienzas a usar este tipo de aerosol salino de inmediato, junto con las tiras de noche, debes comenzar a notar la diferencia en un par de días.

Cómo dejar de usar aerosoles nasales

Baños de vapor

Otras opciones a considerar son los baños o duchas de vapor para calmar la irrigación nasal. Puedes hervir agua en una olla y ponerle una solución mentolada e inhalar. También puedes ponerte Vicks VapoRub en el pecho o muy ligeramente por debajo de la nariz.

¿Cómo dejar de utilizar las gotas nasales?

Dejar de usar el aerosol nasal de golpe puede hacer que te parezca que no puedes respirar. Lo que puedes hacer es intentar dejar de ponerte las gotas en una fosa de la nariz y progresivamente, después en la otra.

Este proceso puede durar menos de una semana. Durante dos o tres días, todavía vas a tener que utilizar el aerosol nasal en una fosa nasal. El otro lado te parecerá congestionado, pero al utilizar las tiras y la solución salina te aliviará la dificultad respiratoria. Después de unos días, se detendrá la sensación congestionada y podrás dejar de usar el aerosol nasal medicado por completo y así podrás cambiar a sólo utilizar el aerosol salino y las tiras nasales.